Internet y Marketing Móvil

Internet y Marketing Móvil
¿Dónde está el restaurante de esta noche? Fácil. Coge el móvil y entra en Google Maps. Teclea su nombre. Encontrarás su ubicación así como las valoraciones de otros usuarios. Ahora sólo falta marcar la ruta y que el dispositivo te guíe hasta tu destino gracias a su capacidad GPS.

Lo mismo ocurre cuando vamos por la calle y buscamos una librería, farmacia o establecimiento comercial. Nuestro móvil, equipado con la tecnología de geolocalización, permite realizar cualquier tipo de búsqueda con resultados muy satisfactorios y completos que hacen la vida un poco más cómoda.

Los que tenemos familiares adolescentes observamos -no sin cierta sorpresa- que cuando se despiertan cogen antes su móvil que el cepillo de dientes. Se trata, casi en sentido literal, de una extensión más de su cuerpo. Lo consumen a todas horas, mucho más que la televisión.

Frente a este escenario, ¿Cómo podemos entender que muchas organizaciones aún no integren acciones de marketing móvil en su plan de de empresa? Amigos, el marketing y la publicidad móvil no es el futuro. Se trata del presente y de una realidad que debe aprovecharse también empresarialmente. Sin embargo, nos encontramos con la siguiente paradoja: los usuarios están tecnológicamente más preparados que las propias marcas y empresas.

Sirva de ejemplo el siguiente dato sobre la evolución de los dispositivos conectados: ¡el iPad 2 logró 1 millón de unidades vendidas en un solo fin de semana!, mientras que el iPhone necesitó 78 días y Blackberry más de 3 años. Y las líneas de telefonía móvil ya hace tiempo que superan las de telefonía fija.

¡En España hay más líneas de telefonía móvil que personas!

Internet y Marketing Móvil

Actualmente la adquisión de un terminal es asequible y el acceso a servicios y aplicaciones cómodo. Esto ha permitido que los hábitos de los usuarios hayan cambiado. Ahora nos pasamos la vida conectados, estemos donde estemos y desde cualquier dispositivo –con una especial incidencia en los móviles. Estamos “siempre on”, que se suele escuchar. Como usuarios nos hemos acostumbrado a acceder a Internet, consultar el correo y redes sociales, enviarnos mensajes o compartir información. También leemos códigos QR, compramos online y consultamos aplicaciones sobre el estado del tránsito o los resultados deportivos.

El cambio de los hábitos de los usuarios es una oportunidad que las organizaciones deberían considerar para sobrevivir. Llegar al cliente en el momento preciso, desde cualquier tipo de dispositivo, y siempre facilitándole la información que busca. Para ser competitivos debemos adaptarnos a los cambios del entorno.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Post Navigation